junio 25, 2018

El mensaje del presidente de CGP, Lic. Mario Fuentes Destarac

 

El 11 de abril de 2018, fue juramentada la nueva   Junta Directiva de Cámara Guatemalteca de Periodismo (CGP) para el período 20178– 2019. Durante el evento, el presidente Lic. Mario Fuentes Destarac dirigió el siguiente mensaje a los presentes:

 

DISCURSO DE TOMA DE POSESIÓN COMO PRESIDENTE DE LA JUNTA DIRECTIVA DE LA CÁMARA GUATEMALTECA DE PERIODISMO 

 

Me preocupa sobremanera la espiral de intransigencia, confrontación y polarización que se está posicionado y alentando en nuestra sociedad, acicateada por la descalificación, la injuria y la canallada, que está enrareciendo la convivencia social y el clima de negocios.

 

Sin duda, la madurez sociopolítica de una comunidad se mide por el grado de tolerancia, que se traduce en respetar y soportar las ideas, opiniones, pensamientos, creencias, acciones o prácticas de los demás cuando son opuestas o distintas a las propias.

 

La tolerancia implica la armonía en la diferencia (incorporada en la Declaración de Principios sobre la Tolerancia de UNESCO), es decir la posibilidad de la convivencia en paz, la comunicación eficaz y el diálogo, así como la resolución no violenta de las disputas. Si bien la democracia republicana supone el debate y la competencia, que se contraponen a la concesión, la indulgencia y la condescendencia, también exige respeto al prójimo, al otro, que es el reconocimiento, la aceptación, el aprecio y la valoración de la dignidad, cualidades y derechos de los demás.

 

Podemos estar en desacuerdo con alguien, incluso con vehemencia, pero jamás debemos caer en la tentación de denigrarlo, demeritarlo, descalificarlo, insultarlo, aherrojarlo, oprimirlo, desterrarlo o, peor aún, destruirlo. Me puede disgustar una persona, lo que piensa, lo que hace, lo que dice, lo que escribe, lo que propone o su manera de ser, pero eso no me da derecho para discriminarla, avergonzarla, ofenderla, despreciarla o violentarla de cualquier manera. Voltaire decía: “No comparto tu opinión, pero daría mi vida por defender tu derecho a expresarla”, lo cual se ha interpretado como un verdadero homenaje a la tolerancia.

 

La intolerancia ha sido el germen de confrontaciones, conflictos, violencia, guerras e injusticias a lo largo de la historia de la Humanidad. Sin duda, la intolerancia fue la causa del enfrentamiento armado interno en nuestro país (1960-96). Suprimir al diferente, al que se opone a lo que digo o hago, a quien odio, recelo, rechazo o envidio, es la marca de la intolerancia.

 

También me causa honda preocupación, en esta época de posverdad, la que está asociada al relativismo moral, las noticias falsas, que se traducen en desinformación y que son en esencia mentira y engaño. Al respecto el Papa Francisco ha señalado: “Las fake news (noticias falsas) se convierten a menudo en virales, es decir, se difunden de modo veloz y difícilmente manejable, no a causa de la lógica de compartir que caracteriza a las redes sociales, sino, más bien, por la codicia insaciable que se enciende fácilmente en el ser humano”.

 

El Papa también insiste en la necesidad de “educar en la verdad (…) para saber discernir, valorar y ponderar los deseos y las inclinaciones que se mueven dentro de nosotros”. Dice, asimismo, que la propuesta educativa permite “aprender a leer y valorar el contexto comunicativo, y enseñan a no ser divulgadores inconscientes de la desinformación, sino activos en su desvelamiento”.

 

Hoy día la paz del mundo está en peligro debido, inequívocamente, a la intolerancia y a la mentira y al engaño. Por tanto, debemos atarearnos, con todas nuestras fuerzas, en función de la conciliación de intereses, de la armonización  de las posiciones encontradas y de la negociación abierta, transparente y objetiva. Asimismo, debemos apostar por la verdad, que se traduce en la concordancia entre lo que es y lo que se expresa o percibe que es. Por otro lado, debemos estar alertas para no ser engañados por la desinformación. Erich Fröm afirma: “No engañes a nadie, pero tampoco te dejes engañar”.

 

Nuestros desafíos para este año: Demandar del gobierno la emisión del Programa de Protección de Periodistas pendiente desde el año 2012 y que durante la celebración del Examen Periódico Universal el representante del Estado de Guatemala contrajo el compromiso voluntario de impulsar dicho programa, denunciar la intolerancia y la desinformación, oponernos a la emisión de leyes y disposiciones que atenten contra la libertad de expresión de ideas, promover la cultura de la libertad, aportar al debate sobre fortalecimiento de las instituciones democráticas y republicanas, ilustrar sobre la misión de los jueces y los periodistas, así como sobre la armonización de los derechos de emisión del pensamiento y de presunción de inocencia.

  “SIN LIBERTAD DE EXPRESIÓN, SENCILLAMENTE NO HAY LIBERTAD”

 

Descarga haciendo clic aquí   Discurso-2018 Mario Fuentes

Anuncio 3 interno

237 X 150